Es necesario desatar el nudo de la política

Cuando el problema del referéndum del 1 de octubre estaba en un momento álgido, me lo pasé tan mal que hasta me adelgacé, porque estaba más pendiente de la televisión que del comer. Ahora hay mayor tranquilidad pero en el país la política sigue siendo una sorpresa diaria. En Cataluña aún no hay gobierno, es como una pesadilla. En Madrid los partidos  están sacando los trapos sucios de uno y del otro. ¡Qué asco y que pena! ¿Cuando se podrá llegar a un equilibrio y a jugar limpio?

Ayer, saliendo del cine, unos jóvenes estaban poniendo cintas amarillas por todo el centro de la ciudad… no hay manera de desatar el nudo, ¡¡está demasiado apretado!!

Esta entrada fue publicada en pensamiento y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .